27/03/2018


Llegó el momento de uno de los cambios estacionales del año más importantes en el mundo de la agricultura.

La primavera se ha iniciado, y aunque por ahora, no parece realmente que haya empezado, las plantas empiezan a percibir que ha llegado el momento de recuperar su esplendor y vigorosidad.

 

En primer lugar vamos a hablar del cultivo de Camellia sinensis (té), donde además de las labores cotidianas, que consistieron básicamente en el inicio de las limpiezas, y diferentes tratamientos para ayudar a las plantas al arraigue de sus raíces, así como para el aporte de los macronutrientes y micronutrientes que faciliten el inminente brote, se llevó a cabo una plantación arbórea por el medio del cultivo de té, con el fin de proporcionar una ligera sombra en el futuro.

 

 

Esta plantación se realizó con individuos del Género Quercus, con un diseño asimétrico y semialeatorio, buscando aportar zonas de sombra parcial en los próximos años. Con el uso de este tipo de especies, se persigue la búsqueda de una conexión con la flora autóctona, lo que para nosotros, representa un valor añadido para nuestros cultivos.

Con esta futura semisombra en movimiento, se busca proteger el plantel de un exceso de calor e insolación continuada, lo que ayuda también a conservar en mayor medida las condiciones edáficas, como pueden ser la humedad, nutrientes, actividad biológica,…

Finalmente, todo esto influye directamente en la calidad del producto final, uno de los pilares de la filosofía de Orballo.

Respecto a la plantación para industria farmacéutica de Arnica montana subespecie atlantica, continuamos con la organización de la nueva plantación que se llevará a cabo.

La planta se encuentra en este momento en fase de engorde. Esto se hace para asegurar el éxito de la plantación, minimizando las marras, favoreciendo la germinación al controlar factores como la temperatura o la humedad, y así además optimizar el aprovechamiento del terreno mientras no se planta.

Además de otros muchos trabajos que se acometieron en la parcela durante este último mes, cabe salientar las podas que se llevaron a cabo en nuestras plantaciones de castaños (Castanea sativa).

Se llevó acabo una fase de podas de formación, labor cultural imprescindible para la futura producción de fruto. Con ella se consiguen una serie de ventajas para el árbol, como la eliminación de chupones, eliminar ramas no deseadas, ayudar a la conformación del árbol, o adaptar la copa a las necesidades para así mejorar la producción. Lo que se busca es favorecer la circulación de la savia, lo que contribuye a la fructificación, mejorando la floración, reforzando la alimentación, y así el engrosamiento de los frutos.

Además, se puede esperar una resistencia mayor del árbol a diversos parásitos por un incremento de su vigor, al tener un suministro más fuerte de savia.

 

En cuanto a nuestro incesante vínculo con los Centros de Formación, en este mes tuvimos una visita muy especial e interesante a Donín, se trata de la Escuela Agraria EFA Fonteboa de Coristanco, donde asistieron alumnos del Ciclo Medio de Produccións Agropecuarias y del Curso de Horticultura en formación para adultos, dentro del programa AFD de la Xunta de Galicia, donde se explicó un poco en lo que consiste el Proyecto Orballo, su filosofía y su política, recorriendo todos nuestros cultivos, y finalizando con una degustación en nuestro showroom.

En este mes de Marzo, vamos a hablar de una de dos de las especias más consumidas por Orballo, el tomillo y la manzanilla.

Sobre el tomillo, os vamos a contar lo ligado que ha estado su consumo al hombre durante todos los períodos de la historia. En el antiguo Egipto, se utilizaba para elaborar pócimas para los embalsamamientos, en la mitología Griega, se contaba que aportaba fuerza y coraje para los guerreros, los soldados romanos reconocieron también sus propiedades vigorizantes, y fueron los que empezaron a usar como especia de cocina, y en la época medieval daba protección a los caballeros.

Es una especia ligada a todo tipo de creencias, y hoy en día todavía perdura su magia.

 

Sobre la manzanilla, vamos a contar alguno de sus múltiples usos menos ligados con la alimentación.

Se puede utilizar como limpiador facial o como aclarador del cabello para lograr reflejos naturales. Se puede utilizar también para aliviar quemaduras solares y la irritación que producen, o como relajante para los piés. Alguno de sus usos más vinculados con la agricultura ecológica sería para la realización de compost para las plantas, ya que sus propiedades estimulan el crecimiento saludable, o como insecticida para las plantas, ya que crea una capa protectora.

 

 

Conoce todos nuestros productos ecológicos