Orballo 70 palabras para referirnos a la lluvia

22/10/2018 | 1 comentario

Hablar de lluvia y Galicia para muchos parece cuestión de sinónimos. La lluvia moja la tierra, moja al gallego y moja nuestra morriña. Por ello en el vocabulario gallego contamos con multitud de palabras para hablar denominar los diferentes tipos de precipitaciones. ¡¨ Orballo ¨ y nada más y nada menos que cerca de 70 palabras para referirnos a la lluvia!

Galicia está entre las regiones más lluviosas del planeta, el esplendor de nuestro verde se lo debemos a la media de los 1,200 metros cuadrados de lluvia, lloviendo entre 90 y 150 días al año. Por ello no es de extrañar que nuestra relación cotidiana con la misma nos lleve a crear términos en función de si llueve con menor o mayor intensidad, si esta genera niebla, nieve o truenos.

Por ejemplo: froallo es una lluvia muy pequeña, mientras que ballón es un golpe de lluvia fuerte, abundante y de corta duración que se repite a lo largo de varios días.

Las palabras más utilizadas para hacer referencia a la lluvia.

 Además de Orballo encontramos cerca de 70 palabras para referirnos a la lluvia. Igualmente algunas de ellas son:

Borraxoia, babuña, babuxa, barbaña, barbuza, barrallo, barrufa, barruñeira, barruzo, borralla, breca, chover, chuvisca, chuviscada, chuviñada, lapiñeira, marmaña, parruma, parrumada, patiñeira, patumeira, poalla, poallada, poalleira, poallo, zarzallo, arroiada, ballón, basto, bátega, bategada, cebra, cebrina, chaparrada, chuvascada, chuvasco, chuvieira, cifra, ciobra, dioivo, treixada, xistra, zarracina, treboada, torboada, torbón, trebón, auganeve, cebrina, cebrisca, escarabana, nevada, nevarada, nevareira, nevarío, nevisca, nevarisca, pingotar, pedrazo, salabreada, sarabiada, treboar…

Hay que decir, que aunque en Galicia hay todos los tipos de lluvia, los más comunes son los persistentes y de carácter débil. Y una de las formas para hablar de la ¨lluvia débil, liviana, casi imperceptible, pero que empapa¨ es: ORBALLO. De ahí el origen de nuestro nombre y que muchos de los que sois de fuera de Galicia nos preguntáis.

La importancia de la lluvia en nuestros cultivos

El agua es vida, y su forma natural de transporte es la lluvia. Nuestras tierras son muy fértiles debido en gran parte a este fenómeno. Igualmente, las precipitaciones son tan abundantes que apenas necesitamos sistemas de regadío. Simplemente en días puntuales y por tozudez de ingeniero agrónomo para que las plantas estén ¨entre algodones¨. Es por ello que en Orballo estamos tan agradecidos a la lluvia, que decidimos hacerle un homenaje llevándola presente en nuestro nombre.

¿Y qué pasa cuando no llueve?

¡Pero no todo va a ser mojarse! Los gallegos también sabemos que ¨nunca llovió sin que no escampara¨. Y para cuando la lluvia cesa también tenemos varias palabras: amizar, escampar, delampar, escambrar, estear, estiñar, estrelampar. Así como tenemos orballo y otras palabras para referirnos a la lluvia, parece que para cuando escampa no tenemos tantas.

Para quien quiera profundizar más en el tema, podrá encontrar información en “Los términos de Galicia” tesis de Elvira Fidalgo. Profesora de Filología Románica en la Universidad de Santiago. En este documento realiza un estudio sobre la formación de las palabras gallegas para lluvia.

¡ Para terminar os invitamos a ver éste video de Yorokobu que es genial !


 

 

Fuentes: Diccionario Real Academia Galega / Yorokobu / ABC / Pixabay

 

Un comentario en “Orballo 70 palabras para referirnos a la lluvia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.