3 formas de preparar una infusión fría este verano

19/06/2020 | 1 comentario

En verano las infusiones se toman frías y sientan de maravilla. Como ya explicamos en el post 5 claves para seguir tomando infusiones frías en verano, sobran los motivos para preparar una infusión fría este verano. ¿Qué no te quedan bien? ¿No te gusta el sabor? Te dejamos con algunos consejos para que le saques el máximo partido a las infusiones en frio.

¡Sabor, sabor!

Prueba muchas variedades y quédate con las que más te gusten. Siempre lo contamos, pero a muchas de las personas que fundamos Orballo no nos gustaban la infusiones. Fue cuando descubrimos a qué saben realmente las cosas, cuando empezamos a disfrutarlas día a día. Por cierto, mientras escribimos me estoy dando cuenta de que no me queda Tormenta manta y menta, paradójicamente una de las mejores en frio.

Método infusión fría rápida

No tienes mucho tiempo, lo entiendo. Nada, te lo contamos sencillo.

  1. Coges media taza de agua y la metes 1 minuto en el micro. (También puedes utilizar hervidor o cocina)
  2. Echas la pirámide y esperas 5 minutos
  3. Coges otra taza y le echas 4 cubitos de hielo
  4. Viertes el contenido y ¡dadá! Nada nuevo, ¿verdad? Un té frio rápido

Simplemente hemos de decirte que has maltratado un poco el producto, por lo que los sabores van a ser muy marcados. Vas a notar cosas muy radicales. Si la infusión es amarga, va a ser MUY amarga. También decirte que este tipo de cambios tan bruscos hace que prevalezcan sabores amargos y ácidos.

Método infusión fría lenta

Tienes un poco más de tiempo y quieres disfrutar de una buena infusión.

  1. Coges una taza casi completa de agua y la metes 2 minutos en el micro. (También puedes utilizar hervidor o cocina)
  2. Echas la pirámide y esperas 5 minutos
  3. Retiras la pirámide y dejas reposar 10 o 15 minutos, un rato
  4. Le añades un par de cubitos de hielo

¿Qué ha cambiado? Pues que ahora los cambios de temperatura han sido más suaves, por tanto, los sabores son más agradables. También tienden más a dulce en el caso de que las plantas tengan ese gusto. Se puede decir que están más buenas.

Método macerado

Si eres una persona previsora y, por ejemplo, preparas con un día de antelación las cosas.

  1. Coges 1 litro de agua en una botella y colocas 3 pirámides dentro
  2. Dejas la botella de agua reposar con las pirámides unas 6 horas o toda la noche
  3. Retiras las pirámides y dejas la botella en la nevera hasta que se enfríe. Por ejemplo, si has quedado, mientras te preparas para salir.

Esta es sin duda la mejor forma de tomarte una infusión en frio. No añades hielo y las plantas se maceran en el agua. Esto aporta sabores muy agradables siempre que las plantas sean de calidad. Esta es la forma que recomendamos para preparar una infusión fría este verano.


Esperamos haberte sido de ayuda y que puedas disfrutar este verano de una infu bien fria. Si quieres ampliar más info, utiliza estos enlaces.

https://www.cuerpomente.com/recetas-veganas/infusiones/infusiones-frias-refrescos-terapeuticos_2474

https://www.elle.com/es/belleza/salud-fitness/a28084071/como-deshincharte-infusiones-frias/

One thought on “3 formas de preparar una infusión fría este verano

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *